NOTICIAS

Ministra de las Culturas inaugura muestra que se adentra en nuevos formatos de creación para las tejedoras rurales

La exposición “Incubadora Creativa del Tejido Rural”, disponible en la Casa Museo Artesanías de Chile, reúne piezas elaboradas por artesanas de la Región de O’Higgins como parte de un proyecto de experimentación, financiado por Fondart Regional y encabezado por las diseñadoras chilenas Rocío Schatzke y María Eugenia Ibarra.

 

Conocedoras de la artesanía propia de la Región de O’Higgins, las diseñadoras Rocío Schatzke María Eugenia Ibarra llevaban tiempo reflexionando cómo aportar al oficio desde sus disciplinas. Y como una forma de explorar junto a las tejedoras de la zona, dieron vida a la Incubadora Creativa del Tejido Rural, proyecto enfocado en fomentar la identidad regional de los tejidos de la Región de O’Higgins, a través de la realización de talleres y encuentros participativos de diseño junto a tres comunidades de tejedoras de las comunas de Navidad, La Estrella y Chépica. El objetivo: generar espacios en común para la creación de una colección de tejidos con identidad regional y de manera colaborativa entre las artesanas participantes.

El proyecto arrancó en abril de 2020 bajo el contexto de contingencia sanitaria por la pandemia del Covid-19, por lo cual las primeras actividades se desarrollaron de manera online y principalmente vía WhatsApp. De esta manera, las artesanas pudieron compartir sus ejercicios a través de fotografías, mensajes de voz y videos. Así se iniciaron las actividades que tenían como punto de partida la reflexión personal de cada una en torno a su historia y oficio como artesana textil, abriendo una ventana al mundo personal de cada tejedora, logrando crear ejercicios significativos para cada participante.

“En estos últimos años, donde artesanas y artesanos han tenido más dificultades para permanecer en su oficio, es importante valorar este tipo de proyectos donde se tejen redes comunitarias. En estas expresiones culturales dialogan diversas disciplinas, el diseño y la artesanía a disposición del territorio logran intervenir espacios locales de manera respetuosa, poniendo énfasis en los entornos naturales que habitan y el relato de las textileras de tres comunas de la región de O’Higgins”, dijo la ministra de las Culturas, Julieta Brodsky Hernández, quien compartió con las diseñadoras a cargo del proyecto y también con Doris Campos, artesana que participó en representación de las tejedoras involucradas en el proyecto.

Una de las primeras etapas consistió en que las artesanas elaboraran una serie de círculos en distintos tamaños, puntos y colores, primero en duplas y luego en grupo para explorar la creación en colectivo. En el caso de las artesanas de Chépica, este ejercicio se realizó en el Río Claro de San Fernando. Insertas en la naturaleza, dialogando con el entorno, dieron vida a sus tejidos circulares. Esta pieza fue bautizada como: “Unión creativa en tranquilidad y confianza”.

A partir de este ejercicio, se elaboró un muestrario de distintos puntos y texturas en base a la paleta de colores creada en conjunto. Posteriormente se integró al tejido colectivo de los espirales formando un gran manto con diversidad de colores, texturas y formas, dando cuenta de la historia personal de cada una y a su vez del territorio.

Una trampa de jaibas en desuso se transformó, también, en soporte para un tejido, generando la exploración de un nuevo formato. Las artesanas de Chépica y La Estrella intervienieron este volumen, generando un interesante trabajo tridimensional, que también es parte de esta exposición.

Para visitar esta exposición, hay que realizar inscripciones previas en talleres@artesaniasdechile.cl y agendar visita de martes a viernes, de 12:00 a 14:30 hrs en Santo Domingo 689, Santiago Centro.

Comment here